Decisiones inspiradas, ¡no suerte!

Escrito por  Martes, 22 Agosto 2017 00:00

Por Maleni Grider

Confía en Yavé de todo corazón y no te apoyes en tu propia inteligencia; reconócele en todos tus caminos y él enderezará tus sendas.
Proverbios 3:5-6

Tomar decisiones en nuestra vida puede ser a veces desafiante. No podemos pensar si no tenemos la paz, o la información o las referencias necesarias para sentirnos seguros al tomar una decisión. Nos basamos en experiencias anteriores, en nuestra intuición, en el consejo de familiares, amigos y expertos, e intentamos ser lo más sensatos y realistas posible, en medio de nuestro potencial económico, nuestra capacidad intelectual, nuestras emociones y nuestra urgencia.

Cuando no somos capaces de balancear todos estos factores, o cuando no poseemos sabiduría de lo alto, podemos tomar decisiones aceleradas que no tendrán un buen resultado, o bien, podemos rehusarnos a decidir y simplemente dejar que otros decidan por nosotros. También podemos caer en la tentación de “dejar que la vida decida”, o de “dejarlo a la suerte”. Todo esto ocurre por falta de madurez o de responsabilidad de nuestra parte.

"...la guía
del Creador..."

Jugar con la suerte y no tomar decisiones es tan peligroso como arriesgar nuestra familia o nuestro destino. Pero como personas creyentes en Dios, deberíamos no sólo renunciar a toda suerte sino apegarnos completamente a la guía del Creador y su sabiduría. Buscar la guía del Espíritu Santo para tomar una decisión importante es vital. Dios nos alienta y aconseja cuando hay confusión en nosotros.

En algunas ocasiones, nuestro sentido común es suficiente para tomar decisiones. Dios nos lo dio y debemos usarlo. Asimismo, nuestra inteligencia y creatividad pueden ser herramientas reales en la toma de decisiones. Sin embargo, otro tipo de decisiones más complejas tienen que estar basadas en parámetros bíblicos, es decir, la Palabra de Dios es la guía más completa para cualquier situación personal o familiar.

"...ver con
nuestros ojos
espirituales..."

Otra manera de tomar decisiones difíciles es exponer el dilema a nuestra familia espiritual, esto es, a otros creyentes que tengan una buena relación con Dios, ya que éstos podrían ayudarnos a ver con nuestros ojos espirituales, alentarnos a tomar la decisión más apropiada o incluso influir de manera directa y efectiva en nuestra vida a través de sus consejos.

El ejemplo de Cristo en esta materia es por demás sobresaliente. Él nunca tomó una decisión sin consultar a su Padre. En ocasiones muy especiales, como el momento en el que eligió a los doce apóstoles (quienes habrían de ser los portadores y mensajeros de las buenas nuevas, y los pilares de la iglesia), Jesús pasó toda una noche orando a Dios para que Él le revelara quiénes serían los elegidos (Lucas 6:12). Al día siguiente los llamó.

"...Considerar a
Dios es sabio..."

La dependencia de Dios y no en la suerte habla de cuánta confianza tenemos depositada en Él, y cuánto estamos dispuestos a rendir de nosotros mismos a fin de tomar la mejor decisión, en lugar de ser simplemente impulsivos o desordenados en nuestro proceder. En última instancia, la suerte es para los débiles, o para quienes no quieren comprometerse con sus decisiones. Echar un volado es mucho más fácil que buscar la mejor alternativa, pero apostar a algo sin sabiduría puede tener un costo muy alto, especialmente porque es una acción irresponsable.

Considerar a Dios es sabio, no tomarlo en cuenta es imprudente. El apóstol Santiago nos anima a pedir sabiduría cuando no la tenemos: “Si alguno de ustedes ve que le falta sabiduría, que se la pida a Dios, pues da con agrado a todos sin hacerse rogar. Él se la dará” (Santiago 1:5)

Dios espera que lo miremos a Él en toda situación, nos pongamos en sus manos y recibamos su consejo.

suerte anim 

Maleni Grider

Email Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Av. Universidad Anáhuac #13 Col. Lomas Anáhuac

                    Huixquilucan, Estado de México C.P. 52786 México

+52 (55) 2224 2070

www.somosrc.mx

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Somos RC App iOS Android

icon regnumchristi bottomup

icon redcol bottomup icon ecyd bottomup icon jfm bottomup icon manoamiga bottomup icon elarca bottomup icon whynotpriest bottomup icon semperaltius bottomup icon redanahuac bottomup icon catholicnet bottomup icon zenit bottomup icon zenit bottomup